Acepto el desafío de garantizar la paz y la tranquilidad en el país: AMLO

Por más profesionalismo y buenas instituciones de seguridad que tenga el país, lo más importante para lograr la paz y tranquilidad es el bienestar del pueblo, afirmó el presidente Andrés Manuel López Obrador. Pero, dijo, si no resolvemos el problema de la inseguridad y la violencia “no vamos a ser reconocidos, recordados como buenos gobernantes, por eso es este desafío que acepto, el de garantizar la paz y la tranquilidad”.

Como parte de las acciones para acabar con la injusticia social y procurar el bienestar, expuso que el salario mínimo aumentó al doble en la frontera en lo que va de su gobierno.

A pesar de ello, cuando inició su gobierno alcanzaba para comprar seis kilos de tortilla, y ahora se puede comprar sólo dos kilos más por la brecha que había. “Es una vergüenza decirlo y la verdad es muy triste que el salario mínimo en Honduras, en El Salvador, en Guatemala, en Centroamérica, sea mayor que en México”, expresó.

López Obrador encabezó la inauguración de instalaciones de la Guardia Nacional en Villa Ahumada, Chihuahua, la tarde de este sábado junto con el gobernador de la entidad, Javier Corral, así como de los titulares del gabinete federal de seguridad, tanto de la Secretaría de este cuerpo de seguridad, de la Secretaría de la Defensa Nacional, de Marina y de Seguridad y Protección Ciudadana.

Indicó que la Guardia Nacional cuenta con el 75 por ciento de aceptación de la población, y recordó que autorizó un aumento en el presupuesto para la Guardia Nacional de 50 mil millones de pesos para los tres años siguientes en busca de consolidar a esta corporación.

En su mensaje, aseveró que acabar con la corrupción y la impunidad, así como atender a la gente más pobre para que no haya desigualdad, es lo que va a permitir también garantizar la paz.

“Estoy consciente que podemos avanzar mucho en el terreno económico; en lo político, que cada vez haya más democracia; en el terreno social, que haya un estado de bienestar para que el mexicano tenga protección desde que hace hasta que muere, desde la cuna hasta la tumba y vamos hacia allá. Pero si no resolvemos el problema de la inseguridad y la violencia no vamos a ser reconocidos, recordados como buenos gobernantes, por eso es este desafío que acepto, el de garantizar la paz y la tranquilidad en Chihuahua y en nuestro país”, sostuvo el mandatario.

Tras insistir que no se puede resolver el problema sólo con medidas coercitivas y “por más profesionalismo y disciplina, y buenas instituciones de seguridad como se tiene esta nueva institución la Guardia Nacional”, así como la Sedena y la Marina – a las que definió como los pilares que sostienen al Estado-, reiteró que “lo fundamental es el bienestar del pueblo: no dejar de atender a los jóvenes, no dejar de atender al pueblo, que haya trabajo, que mejoren salarios, que se rescate al campo del abandono, que haya justicia social en nuestro país y así vamos a construir y conseguir la paz”.

“No es poca cosa el trabajar de manera coordinada” ya que “antes la Secretaría de la Defensa tenía su plan, la de Marina, lo mismo” y no podían legalmente intervenir en asuntos de seguridad pública.

Luego de la reforma constitucional que modificó estas limitantes, ahora se cuenta con la Guardia Nacional “que es fruto de la participación de la Secretaría de la Defensa y de Marina. Es una aportación de estas dos grandes instituciones, una rama de las Fuerzas Armadas de México”.

Adelantó que van a mejorar salarios y prestaciones para la Guardia Nacional. Detalló que son 182 los cuarteles construidos en el país pero al concluir su gobierno habrá casi 500.

Al indicar que lo que más ha dañado al país es la corrupción, lo cual ha provocado desigualdad y a su vez ha llevado a la violencia, añadió que esto generó que connacionales tuvieran que dejar el país en el momento de mayor “robadera” del periodo neoliberal.

Por ello, “si la gente no hubiese tomado esa decisión de salir a buscarse la vida y trabajar honradamente del otro lado de la frontera, hubiese habido un estallido social en el país. Si de por sí hay una situación de crisis económica, de bienestar, si ellos no hubiesen salido -estamos hablando de millones que salieron a buscarse la vida a Estados Unidos- hubiese complicado mucho la situación en nuestro país”.

Ahora son los migrantes quienes generan la principal fuente de ingresos del país, agregó. Con los recursos enviados el año pasado, se promedian remesas por 7 mil 500 pesos para las 10 millones de familias que las reciben. Para este año, el gobierno federal calcula que la cifra llegará a los 48 mil millones de pesos que envían los connacionales a sus familiares.

A la vez, cuestionó que había quienes buscaban que su gobierno se endeudara para solventar la crisis económica que generó la pandemia, pero apuntó que desde la aprobación del Fobaproa en 1998, se aceptó pagar un billón de pesos, no obstante, pero a la fecha, sólo de intereses se ha pagado otro billón y todavía se debe un billón más.

“Se rescató a los de arriba a costa del sufrimiento del pueblo. Ahora no, ahora se decidió rescatar a los de abajo”.

En su visita a esta entidad, recordó que Benito Juárez se refugió en el estado. Estuvo en la capital y en Paso del Norte, ahora Ciudad Juárez, donde estableció temporalmente la sede de su gobierno.

El jefe del Ejecutivo federal estará tres días en Chihuahua (sábado, domingo y lunes), porque «si Juárez estuvo cerca de tres años en Chihuahua, ¿cómo no voy a estar tres días?”.

Con información de La Jornada

Share

You may also like...