Alza «arbitraria» a la tarifa de agua potable En El Fuerte

Roberto René Vega Vega

De nueva cuenta, por segunda vez en menos de 5 meses que tiene en funciones el gobierno morenista, Jairo Soto, gerente general de la Japaf, de manera unilateral, incrementó el costo del agua a los habitantes del municipio de El Fuerte.

Y es que, al cerrar el periodo de Nubia Ramos C., El costo del servicio era de $120.00
Al llegar el gobierno morenista y a cargo de esa paramunicipal Jairo Soto aplicó un primer incremento situándolo en la cantidad de $124.10 y hoy los recibos correspondientes al mes en curso ya vienen con un cobro de 133 pesos con 30 centavos
Lo anterior representa un incremento del 11.2 por ciento.

Se advierte que para realizar un incremento por mínimo que este sea, el gerente debe presentar ante el consejo de administración de esa paramunicipal un proyecto que justifique de manera convincente su petición.

Para el caso, el día de hoy Jairo Soto tenía programada una reunión con el consejo, pero desde ya, sin tomarlos en cuenta, los recibos vienen alterados de manera grotesca.

JAPAF: UN CUENTO SIN FIN
El gobierno del Estado ya les pagó a la JAPAF el total del adeudo ante la CFE; están en cero y aun así incrementaron el costo del servicio del agua.

El agua que se suministra a la población no es apta para consumo humano, apenas sirve para uso de lo más elemental, esto por la falta de los químicos necesarios para su tratamiento.

Incrementar la tarifa en un 11.2 por ciento en menos de 5 meses es un crimen, más cuando el servicio deja mucho que desear en calidad y cantidad.

Peor crimen es que esos aumentos no pasaron en ningún momento, en primer lugar por el Consejo de la Japaf y después por el Congreso del Estado.

Eso sí, el gerente de esa paramunicipal, el tal Jairo Soto que por cierto ha cobrado y bien, por asesorías a la Japaf durante 3 trienios y 1 quinquenio presidencial: 13 años en total, se da vida de funcionario de Dubai.

El funcionario se gasta 800 pesos de gasolina en ir y venir a la ciudad de Los Mochis donde reside, pero eso es nada comparado con su petulancia para tratar a trabajadores y a usuarios que por desgracia tienen que tratar con él.

Nadie sabe o nadie quiere decir porque esa sumisión o terquedad del presidente Gildardo Leyva para sostenerlo, aun cuando a 5 meses no ha tenido un ápice de productividad en su encargo.

Además, porque no le aplican la ley de servidores públicos, pues es sabido y en las manos del contralor del ayuntamiento, sí’ «el florero” de Martín Cota Cota tiene los oficios de inhabilitación del multimencionado Jairo Soto de parte de la ASE.

Que alguien explique eso. Repetimos la deuda con CFE ya les fue saldada hasta el último peso, esto por parte de gobierno del estado, no hay pretexto pues que quieran sacar para los gastos de este funcionario, vía aumento de tarifas.

Share

You may also like...